“Medicina de Urgencia en Chile, mucho más que Santiago” (Dr Nicolás Rojas)

A la par con la política de descentralización en el país, la urgencia en Chile vive proceso de cambios. Con el avance del tiempo son las nuevas generaciones las que han ido tomando rol protagónico y Coquimbo no es la excepción. La llegada del Urgenciólogo y otras especialidades lleva poco tiempo en este lugar, por tanto, un periodo de renovación y nuevos aires se respira en la región. Son estas las cosas que hacen atractivas para el especialista en formación en realizar una rotación electiva. Enfrentarse con un equipo nuevo y desafíos en los cuáles los recursos, opciones son más limitadas y en donde las manos no sobran, sino que, todo lo contrario.

Recientemente acabo de concluir mi rotación electiva de 1 mes y me deja
totalmente satisfecho. Fui recibido desde el primer día por todo el personal, desde el portero, el jefe del servicio y hasta el mismo director del hospital todos con una gran alegría de haber escogido este lugar para realizar parte de mi práctica profesional. Puedo decir que no me equivoqué, de todos los puntos de vista fue una experiencia fantástica.

El Hospital de Coquimbo cuenta con 300 camas, las cuales para la región son insuficientes y donde dada la realidad local, situaciones complejas ocurren dentro del servicio de urgencias, dándole la oportunidad al residente de urgencias de perfeccionar sus habilidades y a la vez aportar con sus conocimientos. Pese a todas las dificultades que no distan de la realidad nacional del sistema público de salud, lo que sobresale de este centro en particular es la energía de todo el personal y el buen ambiente laboral. Se trabaja en EQUIPO intentando dar lo mejor de ellos por el bien de los pacientes. Todos se involucran, todos participan de los cambios, todos quieren aportar.

Pero como en todo orden de cosas, para que las cosas funcionen debe haber líderes y es justamente ese rol el que han asumido los Dres Felipe Alvear y Nazareno Carvajal Urgenciólogos recientemente formados que han aportado con gran entusiasmo el desafió de renovar y mejorar el Servicio de Urgencias para poder entregar una mejor atención para los pacientes de la región. Estos cambios han sido a paso de gigantes y día a día se avanzan con nuevos proyectos transformando al Hospital de Coquimbo como un referente a nivel local.

Un aspecto que es clave en los procesos que ocurren tiene que ver con el espíritu docente que se vive también dentro del centro asistencial. La Universidad Católica Del Norte aporta con el desarrollo de médicos y especialistas para la región. Recientemente el Dr. Carvajal egresado del programa de Medicina de Urgencia UC ha tomado protagonismo en el área docente, asumiendo el desafío de aportar con sus conocimientos a la formación de futuros médicos de la región.

Todos estos aspectos hacen que sea tremendamente atractivo y recomendable de repetir la experiencia y de paso dejarnos un mensaje claro: Santiago no es Chile. Y en Coquimbo lo saben hace un buen tiempo.